gototopgototop
1 Corintios 15:28: ¿Qué quiere decir que El Hijo mismo se sujetará a Dios"? PDF Imprimir Correo electrónico
Preguntas y Respuestas - Sobre Jesus

Por Jorge L. Trujillo


1 Corintios 15

20 Mas ahora Cristo ha resucitado de los muertos; primicias de los que durmieron es hecho. 21 Porque por cuanto la muerte entró por un hombre, también por un hombre la resurrección de los muertos. 22 Porque así como en Adán todos mueren, también en Cristo todos serán vivificados. 23 Pero cada uno en su debido orden: Cristo, las primicias; luego los que son de Cristo, en su venida. 24 Luego el fin, cuando entregue el reino al Dios y Padre, cuando haya suprimido todo dominio, toda autoridad y potencia. 25 Porque preciso es que él reine hasta que haya puesto a todos sus enemigos debajo de sus pies. 26 Y el postrer enemigo que será destruido es la muerte. 27 Porque todas las cosas las sujetó debajo de sus pies. Y cuando dice que todas las cosas han sido sujetadas a él, claramente se exceptúa aquel que sujetó a él todas las cosas. 28 Pero luego que todas las cosas le estén sujetas, entonces también el Hijo mismo se sujetará al que le sujetó a él todas las cosas, para que Dios sea todo en todos.
 


Veo que a usted le preocupa esta porción cuando dice: "Pero luego que todas las cosas le estén sujetas, entonces también el Hijo mismo se sujetará al que le sujetó a él todas las cosas, para que Dios sea todo en todos".

La doctrina de la Santísima Trinidad la cual ha sido la creencia ortodoxa de la Iglesia Cristiana por casi 2000 años, no tiene problema con esta declaración bíblica. Existe una enseñanza Cristiana de la Trinidad que nos dice (de acuerdo a la Biblia) que dentro de la eterna igualdad del Padre, el Logos (El Hijo), y el Espíritu, existe un 'Orden de funcionamiento'.

Orden dentro de la Trinidad

Unicidad

Existe un solo Dios, no tres dioses. Un solo Dios es la Divinidad. Dios es uno pero se nos ha revelado en tres maneras (personas). El Padre, el Logos (Hijo) y El Espíritu Santo.

Pluralidad

Recordemos que el hecho de que existe una 'pluralidad' dentro de la Divinidad es una realidad bíblica. Aquí le doy dos ejemplos:
 

Génesis 19:24 Entonces Jehová [YHWH] hizo llover sobre Sodoma y sobre Gomorra azufre y fuego de parte de Jehová [YHWH] desde los cielos; 25 y destruyó las ciudades, y toda aquella llanura, con todos los moradores de aquellas ciudades, y el fruto de la tierra. 

La Biblia dice que "Jehová hizo caer fuego de parte de Jehová." Otra vez, mire lo que dice Jehová cuando habla acerca de Jehová: 

Amós 4:10 Envié contra vosotros mortandad tal como en Egipto; maté a espada a vuestros jóvenes, con cautiverio de vuestros caballos, e hice subir el hedor de vuestros campamentos hasta vuestras narices; mas no os volvisteis a mí, dice Jehová. 11 Os trastorné como cuando Dios trastornó a Sodoma y a Gomorra, y fuisteis como tizón escapado del fuego; mas no os volvisteis a mí, dice Jehová. 

Dios (en primera persona) trastornó al pueblo de la misma forma como cuando Dios (en tercera persona) trastornó a Sodoma y Gomorra.

Igualdad en la Divinidad

El Padre, el Hijo y El Espíritu Santo son "co-eternos" y "co-iguales" en esencia y sustancia. Eso fue exactamente lo que entendieron los judíos de su tiempo y por la razón que buscaron matarle hasta que lo hicieron:

Juan 5:18 Por esto los judíos aun más procuraban matarle, porque no sólo quebrantaba el día de reposo, sino que también decía que Dios era su propio Padre, haciéndose igual a Dios. 

Nota: Los Fariseos eran Testigos de Jehová -- Si los TDJ si hubieran vivido en el tiempo de Cristo, le hubieran matado junto con los demás Judíos que no le aceptaban porque entendían claramente que Cristo afirmaba ser igual a Dios.

El apóstol Pablo ya nos confirmó que Cristo era "Igual a Dios" (Fil. 2) y la Biblia nos afirma de muchas maneras que el Espíritu Santo es Dios (Hechos 5:3-4). Siendo que la Biblia nos habla explícitamente y da por sentado la igualdad del Padre al Hijo pero también de que El Hijo se somete al Padre, entonces es necesario entender que dentro de la Divinidad existe orden. Dios es un Dios de orden y así funciona y hace todas las cosas aun consigo mismo.

Orden funcional en la Divinidad

Este problema que Ud. ve en 1 Corintios 15: 28 es explicado por "La doctrina de la subordinación". La misma Biblia que nos demuestra que existe un orden de funcionamiento dentro de la Divinidad. ¿Qué significa esto? Significa que las tres personas existentes dentro de la Divinidad son eternamente iguales en esencia y existencia (no inferior una a la otra), pero distintas en operación y función. Ciertas cosas las hacen al unísono y ciertas cosas las hacen por separado, pero siempre 'en acuerdo' y 'en concierto'. Por ejemplo, en la operación de los dones vemos lo siguiente. Pablo afirma la coexistencia y la co-operación dentro de la divinidad: 

1 Corintios 12:4 Ahora bien, hay diversidad de dones, pero el Espíritu es el mismo. 5 Y hay diversidad de ministerios, pero el Señor es el mismo. 6 Y hay diversidad de operaciones, pero Dios, que hace todas las cosas en todos, es el mismo.

  • · Cuando el Padre hace algo: ¡Es DIOS quien lo hace!
  • · Cuando el Hijo hace algo: es ¡DIOS quien lo hace!
  • · Cuando el Espíritu hace algo: ¡Es DIOS quien lo hace!

El sometimiento voluntario del Hijo:

Jesucristo (El HIJO) está hecho ahora en la forma de "Dios-hombre" con un cuerpo glorificado, cuerpo semejante al cual hemos de tener nosotros en su segunda venida.

1 Timoteo 2:5 Porque hay un solo Dios, y un solo mediador entre Dios y los hombres, Jesucristo hombre.

En ese tiempo (la Segunda Venida) cuando entregue el reino (la Iglesia) al Dios Padre, entonces el Hijo reconocerá voluntariamente al Padre como quien es, su cabeza, y ha de ser uno junto con el Padre en el "orden eterno que existe dentro de la Divinidad" para continuar de esa manera y en esa forma Cristo, reinando eternamente tal y como la Biblia lo ha profetizado.

1 Corintios 15:28 Pero luego que todas las cosas le estén sujetas, entonces también el Hijo mismo se sujetará al que le sujetó a él todas las cosas, para que Dios sea todo en todos.

Esto significa que la tarea de redención, juicio y recreación en esta primera fase de Su reino eterno, la cual ha sido encomendada "primordialmente" al Hijo, ha de llegar a un fin una vez que todos los escogidos hayan sido salvados, los pecadores juzgados y la creación restaurada. Todas Las cosas sujetas al Hijo y el Hijo y todas las cosas sujetas al Padre.

Como sabemos, la Biblia nos enseña que "del Reino de Cristo no habrá fin". Este reino de Cristo continúa por la eternidad. Cristo será siempre Rey y Señor Pero después de esta era presente de la Iglesia, Cristo no será ya más en la forma presente sino que someterá y rendirá su Reinado al Reinado del Padre y será así la manera de operación del Reinado eterno de " de Dios y de Cristo ". A esto hizo alusión el mismo Cristo cuando dijo:

Mateo 26

29 Y os digo que desde ahora no beberé más de este fruto de la vid, hasta aquel día en que lo beba nuevo con vosotros en el reino de mi Padre.

Pero muy claramente el Reino del Padre y el Reino del Hijo es el mismo Reino...

Lucas 1

Este será grande, y será llamado Hijo del Altísimo; y el Señor Dios le dará el trono de David su padre; 33 y reinará sobre la casa de Jacob para siempre, y su reino no tendrá fin

Efesios 5

5 Porque sabéis esto, que ningún fornicario, o inmundo, o avaro, que es idólatra, tiene herencia en el reino de Cristo y de Dios.

Este sometimiento del Hijo no significa que su honor y su gloria sean quitados, ya que está claramente establecido en la Biblia que el Padre desea que "todo honor sea dado al Hijo tal como le es dado al Padre" (Juan 5:23,2 Pedro 1:17). El Padre da honor al hijo y el Hijo da honor al Padre.

"...para que Dios sea todo en todos"

El mismo verso (1 Cor. 15:28), termina diciendo "para que Dios sea todo en todos" cosa que nos demuestra las palabras dichas por el mismo Jesucristo (Juan 17:3).

Es claro también que eternamente Cristo no es cabeza del Padre sino que el Padre es cabeza del Hijo (1 Cor. 11:3). El Hijo no está por encima del Padre sino sujeto al Padre. Así que la sujeción vista en 1 Cor. 15:28, debe de entenderse como Cristo reconociendo que todo juicio es del Padre al momento final de la presente fase del reino eterno. De la manera que el Padre exaltó al Hijo, El hijo devuelve esa exaltación al Padre.

La Iglesia que es el "cuerpo de Cristo" y a su vez el "Reino de Cristo" ha de ser entregada (presentada) al Padre en la Segunda Venida. Pero Pablo nos dice también que Cristo se la presentará a si mismo...

Efesios 5:25 Maridos, amad a vuestras mujeres, así como Cristo amó a la iglesia, y se entregó a sí mismo por ella, 26 para santificarla, habiéndola purificado en el lavamiento del agua por la palabra, 27 a fin de presentársela a sí mismo, una iglesia gloriosa, que no tuviese mancha ni arruga ni cosa semejante, sino que fuese santa y sin mancha.

El Reino Eterno de Dios y Cristo:

Cuando esto suceda, en 'La Segunda Venida' de ahí se pasa a la eternidad donde permanecerá el Reino de Dios (Padre) y de Cristo (Hijo) "Dios será Dios en todos". EL DIOS TRINO gobernando y reinando en una armonía prefecta por toda la eternidad. Finalmente, vemos esta realidad en el final del Libro de Apocalipsis donde se habla del estado eterno y el gobierno conjunto del Hijo y el Padre en un solo trono (no dos)...

Apocalipsis 22:3 Y no habrá más maldición; y el trono de Dios y del Cordero estará en ella, y sus siervos le servirán, 4 y verán su rostro, y su nombre estará en sus frentes. 5 No habrá allí más noche; y no tienen necesidad de luz de lámpara, ni de luz del sol, porque Dios el Señor los iluminará;(4) y reinarán por los siglos de los siglos.




 
Joomla School Templates by Joomlashack